Síguenos en

Analizando a...

Analizando el empate 1-1 del Barça en San Mamés

Tras regalar 70 minutos a un Athletic valiente pero desacertado, los de Koeman reaccionaron gracias a la figura de Frenkie De Jong a campo abierto. Les dio para el empate pero no para la victoria. 1-1.

Hoy era la 1ª prueba de fuego del Barça sin Leo Messi como visitante, que no es lo mismo que en el Camp Nou. Cuando hay que jugar fuera hace mucho más frío y los partidos se complican con facilidad.

Era el típico partido que Leo te hacía jugar más cerca de área rival, robar en campo contrario y, sin generar muchas ocasiones de gol, por lo menos vivir cerca de portería rival y acabar marcando casi por la inercia del juego. Pero no fue así. Vamos con algunos detalles.

Neto y Alba en salida de balón

El brasileño estuvo impreciso e inseguro con balón, sin saber qué hacer cuando llegaba la presión del Athletic. Y Jordi Alba no encontró hombres libres por delante (4/11 en pases largos) y tomó malas decisiones para superar líneas. Fatal. Con Busi incrustándose entre centrales pero Neto perdidísimo, el Barça solo avanzaba cuando le llegaba el balón a Frenkie en la zona del pivote, pero antes los de Koeman perdían balones comprometidos en los laterales y el Athletic se asentaba cómodo arriba.

Cal y arena entre los centrales

Piqué se exhibió con 8 despejes en 30’ y Araújo frenó el paso de cualquier avance rival como solo él sabe hacer pero Eric, que horas antes había muerto su abuelo, no pudo rendir bien en el cuerpo a cuerpo con los Williams y expulsado al final.

Más sabe el diablo por viejo que por diablo

El fútbol es un juego de 11 contra 11 en el que siempre marca el Athletic a balón parado. Que los vascos saquen tajada del juego aéreo es más antiguo que el comer, y más fácil lo tuvieron con Íñigo volando solo. Blando el Barça ahí.

De Jong, siempre De Jong

El neerlandés fue el alfa y omega del Barça. En los últimos 30’ y a contracorriente lideró el equipo con “tackles” por abajo en defensa, calma en campo propio, arrancadas desequilibrantes en campo rival y claridad en el sentido del juego. Muchos quilates.

Memphis al rescate

Casi no intervino mientras el Barça no pasaba de su mitad de campo, pero a la mínima ya estaba tirando desmarques, buscando descargar a la banda lejana y con repliegues defensivos valiosos. Aunque lo mejor fue al final: golazo de pura determinación. Independientemente de si lo es o no, él se cree estrella del equipo. Tira los córners y las faltas, se queda como último hombre en defensa y se atreve a desequilibrar o disparar cuando se acerca a área contraria. Ya solo el disparo del gol demuestra convicción en su técnica.

Otras cosas destacables

El otro lateral tampoco se salvó. Dest estuvo mal en salida y peor aún en el uno contra uno. Demasiadas pérdidas. Pedri jugó 62’ y gracias. No se le vio porque necesita unas vacaciones ya. Debutó Demir pero se le vio tímido, como es normal.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Advertisement

More in Analizando a...