Síguenos en

Europa League

Leicester 2-2 Napoli: Osimhen rescata el empate para los de Spaletti

Hoy se jugó en el King Power Stadium el partido entre Leicester City y Napoli, correspondiente a la fecha 1 de Europa League

Leicester City y Napoli protagonizaban el plato fuerte de esta primera jornada de la Europa League. El partido se disputaría en el King Power Stadium para arrancar la nueva campaña de la Europa League. El Leicester llegaba en un momento de altos y bajos en la campaña, un saldo de dos victorias y dos derrotas en Premier lo mantiene en la novena plaza de la liga. Ahora, tendrían un muy complicado examen ante un rival que siempre es de cuidar y que llega en un momento extraordinario. Los de Rodgers irían en busca de iniciar la competencia internacional con una contundente victoria.

El Napoli arrancó la temporada de la mejor forma, tres victorias en tres partidos y 9 puntos de 9 posibles. Los de Spaletti habían iniciado la Serie A con victorias importantes y llegaban crecidos luego de derrotar a la Juventus en la fecha pasada del campeonato italiano. Las victorias conseguidas por el Napoli lo posicionaban cómo uno de los tres líderes de la competición junto con Milan y la Roma. Los de Spaletti llegaban en un buen momento, teniendo una amplia variedad de opciones en ataque y con mucha solides en la defensa. Los italianos buscarían dar un golpe de autoridad en la primera jornada de la Europa League ante un complicado rival.

Primer tiempo

El encuentro inició con mayor dominio de los italianos, los de Spaletti eran más cuando transitaban con la pelota y ahogaban a los locales. Los de Rodgers no se asentaban en el terreno de juego en los primeros minutos del partido. El Napoli trataba de encontrar a Insigne y a Osimhen por medio de jugadas elaboradas, pero aún no conectaban satisfactoriamente con ellos. Los minutos trascurrían y los foxes ya tomaban la posesión del balón con mayor jerarquía; el Leicester empezó a tomar el balón y a jugar más cómodo. Los ingleses tradujeron su momento con un gol, gracias a una jugada por la banda de Barnes quien asistió a Ayoze Pérez.

El gol fue una gran jugada donde Barnes se apoyó con Daka, éste le devolvió la pared, asistiendo Barnes a Ayoze por medio de un centro largo; rematando el español y batiendo a Ospina. El gol hizo que el Leicester se volcara con mayor presencia en ataque y tapara las salidas por el medio de los italianos. Los hombres de arriba del Napoli cómo Insigne y el Chucky Lozano, habían pasado prácticamente sin tocar el balón. La visita que hoy vestía de rojo, trataba de acercase al arco de Schmeichel con las subidas de Fabián Ruiz y Zambo Anguissa por el medio. Los de Spaletti no encontraban el cómo romper el cerrojo del medio que Ndidi lideraba cómo primera línea defensiva, luego estaban Evans y Vestergaard.

Leicester ordenado, Napoli sin puntería

El partido transcurría de un buen dominio de los foxes quienes tocaban y distribuían con tranquilidad. Los Azzurri no encontraban los espacios adelante para llegar cómodos, recurriendo al disparo largo, pero desviado de Osimhen. El Leicester estaba ordenado atrás, pero dejaba un espacio libre en el medio entre Ndidi y Soumaré, dando la opción a que Fabián llegara solo al área. Los de Spaletti se acercaban a la 16,50, pero no lograban ingresar para rematar a gustos y ahora, Insigne también se animaba a disparar de larga distancia. La visita tuvo su chance más importante, Osimhen centró un balón raso para Zieliński, pero el disparo fue bloqueado por Castagne quien apareció para salvar al equipo.

El Napoli estaba viviendo sus mejores minutos de la primer mitad, rematando constantemente y poniendo en aprietos a la defensa rival. Los de rojo no estaban finos y en un lapso de 5 minutos habían desperdiciado tres ocasiones de gol. El Leicester corría con suerte y en los últimos minutos se había salvado de ocasiones claras de empate; los foxes agradecían que la puntería no acompañaba al Napoli. El primer tiempo estaba llegando a su fin y ambos equipos habían gozado de momentos importantes, pero solo el Leicester supo aprovechar. Los de Rodgers se iban al descanso con una importante ventaja ante el rival más complicado del grupo.

Segundo tiempo

La segunda mitad inició con el Leicester ingresando a Söyüncü y a Tielemans, ya que, sintió la presión del Napoli al final de la primera parte. Los italianos eran más cuando tomaban el balón y conducían en ataque. Los ingleses se dedicaban a hacer una presión pasiva e iniciaban a incomodar al rival cuando pasaban la media cancha de su terreno. Los de Spaletti estaban con toda la carne al asador buscando el empate ante unos foxes que se defendían con mucho orden. El asedio del Napoli no trajo frutos y el Leicester aprovechó una jugada por izquierda para poner el segundo gol de la noche. El gol tuvo que haber sido revisado en el VAR y al final el arbitro dio la resolución que Daka estaba en fuera de juego, invalidándolo.

El marcador seguía 1-0 luego del gol anulado marcado a Patson Daka, el King Power había estallado luego del segundo gol de la noche. Pero la alegría volvió, Harvey Barnes puso el segundo gol de la noche y ahora, no se iba a invalidar. Barnes ponía el segundo de la noche, ganando sublime la espalda de Malcuit y poniendo el segundo para que el Leicester tomara tranquilidad. El segundo le dio un nuevo ímpetu a los de Rodgers, quienes se volcaron en ataque tomando la iniciativa del encuentro de nuevo. Los de Spaletti consiguieron el descuento por medio de Osimhen cuando el Leicester mejor jugaba. El nigeriano marcó el primero en una excelente jugada entre Elmas, Insigne y Osimhen para abrir la cuenta de los italianos.

Empate del Napoli ante todo pronostico

El encuentro se había emparejado más en el terreno y había cierta sensación que la cuenta no se cerraría en el 2-1. Los de Rodgers trataban de tocar con calma y salir desde atrás con balón dominado, pero los italianos presionaban alto. Los Azzurri cerraban los espacios en la media cancha y habían anulado por completo el transito de Tielemans y Ndidi. Los dos técnicos realizaban modificaciones para tener ideas frescas en la última recta del encuentro. Rodgers había iniciado el encuentro con un cuadro alternativo, pero el trámite lo hizo ingresar a Tielemans, Söyüncü, Lookman y Maddison. El Napoli no dejaba de buscar el empate que tanto había intentado, pero sin éxito en el encuentro.

Spaletti buscaba nuevas alternativas e ingreso al campo a Andrea Petagna para que acompañara a Victor Osimhen y jugar con dos delanteros. El Leicester se mantenía con la idea de juego de cerrar espacios en banda, mantener el balón y crear arriba por medio de Maddison. Los italianos consiguieron lo impensado, el Napoli empató encuentro de nuevo por medio de Osimhen quien batió a Schmeichel de cabeza, empatando así el encuentro. El partido se fue accidentando en la parte final, Ndidi se fue expulsado por doble amarilla y ahora el Leicester se desesperaba. El encuentro finalizó con un empate entre ambos partidos en un autentico partidazo para abrir la nueva campaña de Europa League.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Advertisement

More in Europa League